Belleza es Salud

Todas las mujeres por naturaleza deseamos ser bellas, queremos una piel bonita y tersa, un cabello saludable y brilloso, uñas fuertes y largas; es importante vernos y que nos vean bien, pero es más importante sentirnos bien; para nuestro trabajo es fundamental proyectar una buena imagen, recuerda que nuestro exterior es un reflejo de lo que hay dentro pero lo primordial es estar saludable, de esta manera no solo trabajarás mejor sino con más ganas. Los minerales y las vitaminas son fundamentales para ayudar al mantenimiento del cuerpo en perfecto estado de salud. Pero , como el organismo no puede faricarlos, debe utilizar las fuentes exteriores de los mismo, como son los alimentos, los suplementos nutritivos, la respiración y la absorción a través de la piel, para poder asegurar un adecuado suministro de ellos.

Tus Huesos

Existen más de 24 nutrientes necesarios para la salud óptima de nuestros huesos. Sin embargo, el calcio, el magnesio y la vitamina D son los más importantes. Para nosotras, el estrógeno es importante porque ayuda a que el tejido óseo incorpore el calcio a su estructura. En las mujeres adultas jóvenes, los huesos siguen creciendo y alcanzan su máxima resistencia entre los 20 y 35 años. Más adelante, los huesos se van debilitando lentamente a medida que van envejeciendo. La osteoporosis es una enfermedad que reduce y debilita los huesos al punto que se rompen con facilidad. El riesgo de osteoporosis aumenta con la edad y ocurre en general en las mujeres después de la menopausia, entre 45 a 55 años. La prevención de la osteoporosis en el periodo postmenopáusico puede realizarse con alimentos saludables, especialmente leche y productos lácteos descremados, vegetales de hojas verdes, frutas cítricas y pescados azules. Es recomendable además tomar suplementos de vitaminas y minerales que faciliten la absorción de calcio.

Tu Piel

La piel del ser humano cumple funciones muy importantes y por ello es necesario tener un especial cuidado ya que sirve como barrera contra algunos compuestos químicos, así como por el fuerte calor, el intenso frío y otras radiaciones. Está compuesta de dos capas: la externa o epidermis y una subyacente, más gruesa o dermis. Algunos minerales importantes como el zinc y el cobre principalmente y otros como manganeso y el magnesio favorecerán a proteger y formar adecuadamente las estructuras dérmicas.

Tu Cabello

La moda marca una tendencia no sólo en la ropa sino también en otros aspectos estéticos que componen nuestra figura corporal como los peinados de cabello. Por eso es necesario mantener el cabello bien cuidado y protegido y para eso debes conocer que existen productos que te ayudarán a mantener tu cabello en buen estado. El consumo de los nutrientes correctos y un suplemento de vitaminas y minerales adecuado favorecen a que tengas un cabello lleno de vida.

Tus Uñas

La proliferación de centros específicos dedicados a realizar manicuras y pedicuras con innovadoras técnicas. Demuestra el gran protagonismo que tienen las uñas para una mujer. Existen muchos factores que desencadenan desastres para nuestras uñas como el estrés, la ansiedad, el nerviosismo, la agitación y otras cosa que dejan las uñas desagradables para la vista. Está básicamente formada por 3 componentes importantes: colágeno tipo I, queratina y calcio. El zinc y otros minerales como manganeso, cobre y cromo, entre otros importantes también se incorporan a su estructura química.

¿Qué son las vitaminas y minerales?

Las vitaminas y minerales también se conocen como micronutrientes. El cuerpo los utiliza en pequeñas cantidades para facilitar las reacciones químicas que las células necesitan para vivir. Los distintos nutrientes afectan la digestión, el sistema nervioso, el pensamiento y otras funciones del cuerpo. Los micronutrientes se encuentran en muchos alimentos. Las personas pueden obtener suficientes vitaminas y minerales de los alimentos.

El Magnesio

El magnesio (Mg) es un mineral de suma importancia para la vida, es un mineral estabilizador de membranas celulares, interviene en la conducción neuromuscular, favorece la relajación muscular y quizás por esto es utilizado con frecuencia como antihipertensivo en pacientes con pre-eclampsia severa y en aquellas con amenaza de parto prematuro, es una antiarrítmico natural, propiedad conocida desde hace tiempos por los médicos. Su papel terapéutico es de gran importancia en el tratamiento de la dismenorrea primaria (dolor menstrual no secundario a patología de base), en la migraña o jaqueca, en el estreñimiento (cuando se utiliza en forma de antiácido a base de hidróxido de magnesio), y en el remodelado óseo como se comentará más adelante en detalle con su repercusión en la prevención y tratamiento de la osteoporosis. Las hojas verdes son ricas en magnesio, igualmente las legumbres. Otras fuentes importantes de magnesio son las carnes, nueces, avellanas, maní, cereales integrales, aguacate, soya, frutas y derivados lácteos.

El Zinc

El zinc interviene como cofactor enzimático en la síntesis del colágeno y la queratina, proteínas importantes en la formación de pelo y uñas. Igualmente favorece la mitosis o reproducción celular por ser cofactor enzimático necesario de la ADN polimerasa y ARN polimerasa, enzimas necesarias para la síntesis de ADN (ácido desoxirribonucleico) y ARN (ácido ribonucleico) este último necesario para la síntesis proteica. El zinc además de favorecer el crecimiento y fortalecimiento de pelos y uñas, estimula el sistema inmunológico, favorece el crecimiento en niños y adolescente con carencia de zinc y el buen desarrollo gonadal (testículos y ovarios), estimula el apetito en personas con deficiencia de zinc y favorece la cicatrización de heridas. Las carnes, hígado, huevos y mariscos se consideran buenas fuentes de Zinc.

El Cobre

El cobre es un mineral muy importante para un mantenimiento saludable del esqueleto, piel, uñas y pelo. La deficiencia de cobre disminuye la fortaleza del hueso. Se estima que hay unos 75 a 100 mg de cobre en el cuerpo. Se ha demostrado en estudios clínicos que la administración de suplementos de cobre por dos años, se asoció con una reducción en la pérdida de masa ósea en mujeres perimenopáusicas y posmenopáusicas. El cobre ha demostrado igualmente favorecer la absorción intestinal de la vitamina C o ácido ascórtibico. Entre los alimentos más ricos en cobre figuran los productos marinos, en especial mariscos, hígado, las carnes rojas, granos enteros o integrales, maní, nueces, almendras, semillas de girasol y pasas, legumbres y chocolate.

El Manganeso

Es otro de los minerales importantes en la salud humana necesario para la formación de huesos, cartílagos, pelos y uñas y en el metabolismo de la glucosa, ya que favorece la acción de la insulina. Es igualmente un cofactor de varias enzimas importantes presentes en el tejido óseo, facilita la hidratación de la piel, elasticidad y reparación en caso de heridas.

"Línea de Suplementos de Calcio, Vitamina D3 y minerales. Importante: Antes de usar estos productos lea aquí sus advertencias y precauciones y/o consulte a su médico o farmacéutico de confianza"